“Volví a nacer el 2 de febrero” Emerson David Mesa Villa

Vivir para contarlo, es todavía una bendición

Los seres humanos no estamos libres de cualquier situación adversa que nuestra existencia nos ponga, pero muy pocas personas logran sobrevivir a experiencias tan fuertes y golpes tenaces de la vida misma.

Emerson David Mesa Villa, funcionario de la Secretaría de Deportes, es de por si un muchacho amable, afable, cordial y todos los sinónimos que se le puedan dar a un compañero “piloso”. Un gran servidor en Desarrollo Deportivo y en los mismos Juegos Departamentales de Antioquía en Apartadó y Chigorodó 2014.

En sus vacaciones de enero pasado, Mesa Villa quiso salir con su familia a un merecido descanso en la Costa Atlántica, el disfrute de dicho paseo fue fenomenal, al regreso a su tierra paisa, solo le faltaron unos cuantos kilómetros para llegar tranquilo, con el inmenso deseo y energía para retomar sus actividades laborales y cotidianas.

Hoy, él se recupera con la magistral atención del “Ángel de la Guarda” como  le llama y que coincidimos con su apreciación igual que muchos deportistas de Itagüí, a la Fisioterapeuta Nathalia López Vargas.

Hablamos con él, en su diálogo logramos percibir un hombre de mucha fé y lleno de amor por su familia, en sus lagrimas se evidenció. Pero veamos qué fue lo que pasó, él mismo nos contó su dura experiencia:

El Escenario de los Clásicos (EDLC): ¿Dónde vive Emerson?

Emerson Mesa (EV): “Vivo en Santa María, Itagüí. Por La Central Mayorista”.

(EDLC): ¿Cuánto lleva en La Secretaría de Deportes?

(EV): “Llevo ocho meses”.

(EDLC): ¿En qué oficio?

(EV): “Auxiliar de Desarrollo Deportivo”.

(EDLC): ¿La última labor que hizo usted allí, en Desarrollo Deportivo, qué fue?

(EV): “El evento de La Pony Fútbol, en el estadio. Acompañando a los deportistas en El Festival de Festivales”.

(EDLC): ¿Cuándo salió usted de acá y se fue hacia la costa?

(EV): “Salimos el 28 de enero de 2015”

(EDLC): Iban con una ilusión muy grande de pasear, de descanso... ¿Cómo les fue en ese paseo?

(EV): “Íbamos con una ilusión muy grande, pues mucha gente de mi familia no conocía el mar: mi suegra, mi suegro, mi esposa y mi hijo no conocían el mar, entonces la ilusión  era darles a ellos una aventura más en su vida para que conocieran”.

(EDLC): ¿Cómo les fue, se divirtieron, qué pasó allá?

(EV): “Fue espectacular, el paseo fue espectacular, viendo a mi hijo, mi esposa disfrutando el mar, viendo a mi suegra montando en la lancha, que nunca había montado en lancha. Y lo más importante que estábamos disfrutando en familia: se disfrutó en familia mucho, mucho, mucho”.

(EDLC): ¿Cuándo fue el regreso?

(EV): “Nosotros regresábamos el primero de febrero en la mañana; deberíamos llegaríamos el 2 de febrero en la madrugada”.

(EDLC): ¿Cómo fue el viaje?

(EV): “El viaje en la mayoría del transcurso fue tranquilo, veníamos con dos conductores, tranquilo el viaje hasta que ocurrió el accidente”.

(EDLC): ¿Vamos a relatar el accidente. Qué ocurrió, qué vio?

(EV): “En el momento del infortunio no alcancé a ver nada. Cuando desperté en el momento del accidente me encontraba en un rastrojo, abajo de un puente, con mi hijo, completamente solos, no se escuchaba nada, no se veía gente, no se veía nada. Los dos estábamos bañados en sangre, yo me fui a levantar para ayudar a mi hijo y no me pude levantar porque tenía la pierna derecha completamente girada hacia afuera y las dos rodillas cortadas, entonces no tenía movilidad en las piernas para pararme y tenía toda la cara llena de sangre. De ahí hablé ya con mi hijo, le pregunté qué cómo estaba, le dije que se limpiara la cara y no alcanzó a limpiarse porque le dolía mucho la nariz, entonces le dije que se quedara así, él me preguntó por los abuelos, por la mamá y uno pues en ese momento, le dice que están bien, pero yo no sabía nada de ellos”.

(EDLC): ¿Cuál es el primer impacto mental cuando se ve así, después de usted venir dormido y de pronto encontrarse en esa situación. Qué se pregunta: qué pasó  aquí o qué?

(EV): “Pues la primera expresión, sí se puede decir fue: ¡¡Hijueputa!!, me quedé sólo con mi hijo...Yo sentí el primer “embrionaso” del bus, pero yo no me di cuenta por donde caí, yo sé que caí de la parte de arriba del puente hacia abajo por ahí cinco o seis metros, pero cuando ya reaccioné, ya volví en sí, ya me encontré solo con mi hijo y la primera reacción fue esa: que me había quedado solo con él porque yo no veía nada ni a nadie”.

(EDLC): ¿Cuándo empieza usted a ver que hay más gente que lo puede ayudar?

(EV): “Al momento...eh...tiempo no te lo puedo decir , porque el tiempo es como si se detuviera, uno no siente el transcurrir del tiempo; yo te puedo decir 20 minutos, te puedo decir 5, pero no en sí no te puedo decir cuánto tiempo fue. Uno de los compañeros que iba en el bus: Edison, él apareció al lado mío, me preguntó que yo cómo estaba, que qué necesitaba y yo lo único que le pedí es que salvara a mi hijo, que sacara a mi hijo, que yo ya no importaba, que lo que pasara conmigo era diferente a lo que pasara con él”.

(EDLC): ¿Usted cayó en tierra, una laguna, en una montañita, en agua... ¿Dónde cayó usted?

(EV): “No, donde yo me encontraba era al lado de un desagüe de aguas negras, eso era tierra, pero al pie que es donde me supongo yo me di el golpe en las rodillas, era un tubo de aguas negras. Ahí fue donde me encontré yo con mi hijo”.

(EDLC): ¿En qué momento empieza a ver ya usted la reacción de los otros heridos, de los otros acompañantes?

(EV): “En el momento que me subieron, o sea, al primero que yo me encontré fue a Edison, que fue el que me subió el niño, Edison era uno de los que iba paseando con nosotros. Él fue el que me recibió al niño y lo subió y por donde yo estaba, Edison los guió, a la policía y a los bomberos para que rescataran al resto de la gente”.

(EDLC): ¿Qué cuenta la gente? ¿Quién se dio cuenta de ese accidente? ¿Quién había en la calle? ¿Por qué lado venían ustedes? ¿Qué dice la gente?

(EV): “Nosotros veníamos ya en la parte que llaman Paso Nivel, allá en Paso Nivel, por exceso de velocidad del conductor el bus se va al barranco, la ventaja de nosotros es que detrás de nosotros venía una ambulancia y la ambulancia fue la que se dio cuenta del incidente y despertó las alarmas en Barbosa y por ejemplo a mi esposa y las otras muchachas que se fueron con ella al río, había un señor de la comunidad, como del barrio, que pasaba por ahí en ese momento y las ayudó a salir de allá”.

(EDLC): ¿Luego de que a usted lo sacan de allá y lo llevan al hospital, qué tiempo  demoró más o menos eso?

(EV): “No yo creo, pues, el recorrido se demora 20 minutos, de donde fue el accidente a Barbosa, pero para uno es una eternidad, prácticamente para mi fueron como cuarenta minutos del sitio del accidente al hospital, porque yo venía muy herido y venía con la guía del paseo que ella también se venía durmiendo y ella había sufrido muchos traumas, ella inclusive quedó invalida, entonces en mi subconsciente y en el poco conocimiento que uno tiene yo sabía que ella no se me podía quedar dormida en la ambulancia y yo venía con otra compañera del accidente y le dije que buscáramos la forma de conversarle mucho a Beatriz, porque si se dormía, se nos moría., entonces eso fue un trayecto muy duro”.

(EDLC): ¿En qué momento usted empieza a notar la ausencia de su familia y a quién le preguntaba por ella?.

“No, yo no me preocupé, yo le encomendé todo a Dios, y a la Virgen del Carmen para que me ayudara con mi familia, porque yo no sabía nada de ellos todavía, pero que yo me iba a dedicar a que saliera mi hijo bien y a salir yo”.

(EDLC): ¿En qué momento se encuentra con su familia nuevamente?

(EV): “Yo me encontré con mi esposa...todos nos encontramos en el hospital. La primera persona que yo me encontré fue mi esposa cuando a mi me estaban haciendo las cirugías de la cabeza, que me estaban operando, pues, cociendo las rupturas de la cabeza...ya me encontré con ella, la saludé, nos dimos  la mano .Ya cuando salí de las radiografías me encontré con mi suegro y mi suegra”.

(EDLC): ¿Usted pensó en algún momento que se iba a morir? 

(EV): “Sí, sí, con el poco conocimiento que tiene uno de la educación física, pues, por la carrera, uno ya sentía la sed por la falta de sangre en el cuerpo, ya se sentía uno un poco perdido, entonces sabe uno, piensa uno en esos momentos que llegó el final de las cosas. Allá cuando estaba  metido en la grama piensa uno eso”.

(EDLC): Usted en este momento ya haciendo un análisis de ese tiempo, ¿cree que volvió a nacer?

(EV): “Sí, yo siempre lo digo y se digo a mi esposa y a los compañeros del accidente que nos reunimos: nosotros somos nacidos el 2 de febrero que fue el accidente y volvimos a nacer y lo tomamos muy jocosamente, hay que darle gracias a Dios que estamos vivos, pero somos un parto de 19 personas, pues, yo lo tomo como un parto de 19 personas donde hubo sietemesinos, que somos los que botó el bus, que somos como 3 o 4. Los de parto natural, que fueron los que se quedaron en el bus y los que fueron saliendo cuando el bus se detuvo. Entonces nosotros lo tomamos muy jocosamente así...sí, yo cuando me estaba confesando después del accidente, le dije al padre que no, que me absolviera, que yo los pecados los había dejado en ese barranco. Que ya una vida nueva, que me apegó más a mi familia, quiero más a mi hijo, adoro a mi esposa, quiero mucho a los suegros, quiero mucho a mi familia, a todos los ángeles que me han ayudado: a Nathalia (Fisioterapeuta) , a Andrés mi mejor amigo; o sea, si no hubiera sido por tantos ángeles Alfonso, no, mejor dicho,  yo estuviera en una silla de ruedas, o acostado en una cama. Si no hubiera sido por la mano tan espectacular que hemos tenido de tanta gente...por ejemplo, nosotros en este momento estamos sin trabajo los dos, mi esposa arrancaba a trabajar ese mismo día, yo no pude firmar contrato aquí en el municipio y sin embargo no me ha faltado el apoyo de la gente del municipio, el apoyo de los compañeros, de la familia, entonces, uno le da gracias a Dios por todas las personas que lo rodean a uno”.

Espere el próximo lunes: 

Lo increíble que le pasó con la Virgen 

 

Por: Alfonso Ramírez Jaramillo

Publicado el: 2015-06-07

Comentarios