Las mamás del fútbol: Primera Parte

Johan Alejandro Pérez Cardona, unos de los grandes cancerberos itagüiseños, a su lado la autora de sus días nuestra primera invitada en estos especiales del mes de las madres

Empieza el quinto mes del año, cada miércoles de mayo estaremos publicando una nota como homenaje a esas mamás que son la sombra de sus hijos deportistas, “Las mamás del fútbol” muestran el cariño, el afecto, el amor y todo lo que reúne una madre para sus hijos deportistas, cada una de ellas será nuestra protagonista y nos contará como ha sido su esfuerzo y sacrificio para acompañar a sus hijos en el duro recorrido para alcanzar los logros.

Nuestra primera invitada es Sandra Elena Cardona Martínez, la señora madre del portero Johan Alejandro Pérez Cardona, ella ha sido madre y padre a la vez para un muchacho deportista que ha tenido logros muy importantes dentro del fútbol de Itagüí, campeón departamental e intermunicipal con el seleccionado itagüiseño y nacional con Ditaires F.C, así mismo ha tenido un bagaje importante por diferentes clubes, entre ellos Alianza Petrolera y Atlético Nacional.

A Sandra la abordamos cualquier día y nos pusimos a hablar de su hijo deportista, nos sorprendió la sencillez de esta señora, la amabilidad con que nos atendió, entre su timidez y cordialidad nos fue contando cómo ha sido el apoyo a Johan y su dedicación y acompañamiento para el gran guardameta itagüiseño.

El Escenario de los Clásicos (EDLC): ¿Desde cuándo viene orientando a Johan en su hogar como persona y futbolista?

Sandra Cardona (SC): “Desde que Johan tenía siete años”.

(EDLC): ¿Cómo fueron los primeros pasos en el fútbol?

(SC): “Empezó aquí en Itagüí, también lo tuve en béisbol pero no se dio y lo volví a meter en fútbol, fue en ese entonces con el profesor Morón, desde allí viene haciendo su recorrido en este deporte”.

(EDLC): ¿Cómo ha sido el cuidado con él desde la casa para que sea un triunfador y haya llegado donde está ahora?

(SC): “Mucho acompañamiento, siempre lo he apoyado a él en todo porque siempre es lo que le ha gustado, el fútbol”.

(EDLC): ¿Qué es lo que más le pide él como apoyo?

(SC): “Que lo comprenda, porque casi no pasamos buen tiempo porque la pasión de él es el fútbol y se mantiene en entrenos, con los niños en las escuelitas”.

(EDLC): ¿Qué hace Johan en la casa en su tiempo libre cuando no tiene que jugar?

(SC): “Nos repartimos los oficios domésticos de la casa, a él no le gusta que le laven la ropa, ni que se la doblen, solo que él mismo lo hace, también mucho descanso cuando se puede y comparte conmigo”.

(EDLC): ¿Qué ha sido lo más difícil para atender a Johan, los requerimientos que él necesita?

(SC): “Lo más complicado ha sido que no tenemos mucho tiempo juntos, porque yo trabajo, él estudia y tiene que entrenar y también está entrenando niños, tiene dos equipos de fútbol donde entrena a los pequeños”.

(EDLC): ¿Cuál ha sido el momento más complicado que ha vivido con Johan en el deporte?

(SC): “Cuando se fue para Barrancabermeja seis meses, estuvo por allá y pasó muchos inconvenientes, aguantó hambre, estuvo muy solo, luego salió para Alianza Petrolera cuando ese equipo pasó a la A Profesional y posteriormente pasó a Atlético Nacional, entonces valió la pena ese sacrificio de estar solo por allá”.

(EDLC): ¿Qué sintió en el momento cuando pasó a formar parte del campeón de América?

(SC): “Fue una alegría inmensa, lo quería compartir con todo el mundo, a todos quería contárselo, lo vi en la televisión cuando recibió la medalla cuando pasó a la A, fue un momento maravilloso”.

(EDLC): ¿Y en su casa el momento más alegre?

(SC): “Siempre han sido satisfacciones porque ha sido un muchacho espectacular, siempre me ha demostrado mucho amor”.

(EDLC): ¿Qué anécdota tiene de Johan que no se le borra de su memoria?

(SC): “Cuando mi hijo se graduó, él iba a tener honores por ser líder en el colegio y por ser muy buen estudiante, por ocupar siempre el primer lugar, Johan esperaba que su papá viniera para su graduación porque le hicieron un homenaje, su padre nunca apareció, eso fue de mucha tristeza para él y para mí también de ver el dolor de mi hijo”.

(EDLC): Ud me dijo que Johan era un regalo de Dios, cuéntenos porqué lo dice?

(SC): “Cuando yo me casé no podía tener hijos, tres médicos que me habían dicho que yo era estéril y que no podía ser mamá, a los tres años de estar casada en cualquier momento estaba embarazada, tenía cuatro meses y no sabía, yo pensaba que era estéril y que tenía descontroles hormonales y por eso no me venía el periodo normal, entonces no sabía si estaba embarazada o no y como ya me habían dicho que no podía tener hijos, pero para Dios no hay nada imposible tuve ese muchacho que es maravilloso”.

(EDLC): ¿Qué sintió en ese momento cuando supo que estaba esperando a Johan?

(SC): “Uyyyy!! Nooo!! Yo le di gracias a Dios, lloré, el papá lloró mucho, él pensaba que no iba a tener hijos conmigo, para mí fue grandioso, cuando supe que iba a ser varón mucho mejor, yo no esperaba niña, si también la quería, pero soñaba y le pedía a Dios que me diera un varón y mírelo ahí, con 23 años y ha sido un excelente hijo, Dios no me dio la oportunidad de un buen esposo pero si me regaló un maravilloso hijo”.  

Por: Alfonso Ramírez Jaramillo

Publicado el: 2017-05-03

Comentarios